Berrien aukeraketak

Substitution et reincarceration. Elements d'analyse d'une relation complexe

Obradovic, I. et al. En: Tendances. Observatoire français des drogues et des toxicomanies, nº 57, 2007. 4 p.

Los efectos positivos de los programas de sustitución de opiáceos (PSO) son ampliamente aceptados (reducción de morbilidad, menor índice de sobredosis, reducción de prácticas de riesgo, mejora del acceso a servicios de salud generales…); aunque su implantación en el medio penitenciario, en países como Francia, no se ha generalizado. Son escasos además los estudios que han evaluado el impacto de estos dispositivos de tratamiento en prisión, a pesar de que una de cada diez personas detenidas asegura haber consumido opiáceos en los 12 meses anteriores a la detención – 7 veces más que la población general-. Este estudio epidemiológico del Observatorio Francés de las Drogas y las Toxicomanías tiene por objeto analizar la correlación entre la entrada en un tratamiento de sustitución prescrito al ingreso en prisión y el reingreso carcelario en el curso de los 24 meses siguientes. Los resultados del estudio no resultan concluyentes a la hora de establecer una relación entre los programas de sustitución y su influencia directa en la probabilidad de volver a ingresar en prisión. Los autores sugieren que ello se debe, y esta es la aportación principal del estudio, a la existencia de unas diferencias muy marcadas entre los perfiles y características personales de los dependientes a opiáceos que ingresan en un (PSO) respecto de los que no lo hacen. Las personas que ingresan en un PSO presentan un perfil marcadamente diferenciado, en el que destacan, básicamente, una trayectoria penal más "pesada - cúmulo de condenas más elevado, edad más temprana en la primera detención- y un estado de salud más deteriorado -prevalencia de comorbilidad psiquiátrica, episodios de sobredosis, mayor índice de hospitalizaciones, más incidencia de enfermedades virícas, intentos de suicidio, etc.-. Esta mayor fragilidad debe ser tenida en cuenta, recomiendan los autores, a la hora de atender a este colectivo antes, durante y después del periodo de encarcelamiento.

Ver informe

Itzuli